Amazon cambia a humanos por robots para empacar pedidos


La capacidad de trabajo de estos brazos robóticos es tal que bastaría instalar dos por cada almacén para ahorrarse el puesto laboral de 24 empleados en cada sitio. (Cortesía)

ESTADOS UNIDOS.- Amazon es una compañía que siempre ha apostado por nuevas tecnologías. La compañía de Jeff Bezos usualmente se muestra entusiasta para probar nuevas formas de mejorar su desempeño.

Pero si a eso le sumamos la reputación laboral con la que esta empresa trata a sus empleados, no debería extrañarnos la revelación de que ahora los ha cambiado por máquinas.

De acuerdo con un reporte exclusivo de Reuters, Amazon acaba de implementar en sus centros de operaciones una serie de robots. Los cuáles se encargarán ahora de empaquetar los productos comprados por los clientes en la tienda virtual.

Un par de empleados involucrados en el proyecto filtran que en años pasados la compañía había iniciado pruebas. Donde depositan los productos en cintas transportadoras donde son manipulados por las máquinas para ser empacados en segundos.

La capacidad de trabajo de estos brazos robóticos es tal que bastaría instalar dos por cada almacén para ahorrarse el puesto laboral de 24 empleados en cada sitio.

Bajo tal distribución, Amazon estaría en posición de recortar más de 1.300 puestos en 55 centros de distribución de Estados Unidos. Aunque el plan de implementación se encuentra apenas en sus primeras etapas:

Estamos probando esta nueva tecnología con el objetivo de aumentar la seguridad, acelerar los tiempos de entrega y aumentar la eficiencia en nuestra red.
Esperamos que los ahorros de eficiencia se reinviertan en nuevos servicios para clientes, donde se seguirán creando nuevos empleos.

Son las declaraciones de una portavoz de Amazon en un comunicado directo a Reuters en respuesta a la redacción de su artículo.

Estas nuevas máquinas, llamadas CartonWrap de la firma italiana CMC Srl, pueden empacar entre 600 y 700 cajas por hora. Con ello este robot es entre cuatro y cinco veces más rápido que cualquier humano.

Aunque por fortuna no desplaza por completo la necesidad de trabajadores. Ya que la máquina requiere una persona que cargue los pedidos, otra que la alimente de cartón y un técnico que desatore los flujos.

Cada robot cuesta cerca de USD $1 millón. Por lo que bastarían menos de dos años de trabajo de cada máquina para recuperar la inversión en razón de su productividad y el salario amortizado.

Será interesante ver qué hace Amazon en razón de las reacciones detonadas.

Cortesía: FayerWayer

Deja un comentario